GUÍA PARA REEMPLAZAR LOS NEUMÁTICOS


Por su seguridad, y para asegurar el mejor rendimiento, aconsejamos que tenga cuidado a la hora de reemplazar sus neumáticos. No seguir cualquiera de estas precauciones e instrucciones de seguridad puede dar como resultado el fallo, o la explosión, del neumático, además de causar graves daños personales o la muerte.

Si tiene alguna pregunta, por favor, contacte con su distribuidor de neumáticos local, o llame a Cooper Tire Europe al teléfono +44 (0)1225 703101.

Selección del Neumático

¿Qué tipo de neumático es el correcto para su vehículo?

Consulte la información referida a los neumáticos que se encuentra normalmente en el marco de la puerta del coche, en el borde de la puerta, o en la puertecilla de la guantera, o en el manual de instrucciones, para conocer la dimensión que monta en origen, el índice de velocidad y la presión recomendada para el funcionamiento del vehículo.


Cuando reemplace los neumáticos de un vehículo, recomendamos que sean sustituidos los cuatro neumáticos a la vez para mantener el rendimiento óptimo del vehículo. Sin embargo, en aquellos casos en los que esto no sea posible, los neumáticos nuevos siempre deben ser repuestos en el eje trasero del mismo. Por norma general, los neumáticos nuevos, con una banda de rodadura más profunda, ofrecerán un mayor agarre y evacuarán el agua de manera más efectiva, lo cual es importante cuando el conductor se aproxime a situaciones de aquaplaning. Disponer de una mayor tracción en el eje posterior sobre superficies húmedas es necesario para prevenir el riesgo de sobreviraje y una posible pérdida del control, especialmente durante maniobras repentinas.

IMPORTANTE: siempre consulte las recomendaciones del fabricante del vehículo antes de cambiar un neumático de una dimensión y/o construcción distinta.

Vida útil del neumático

Cooper recomienda que todos los neumáticos, incluyendo el utilizado como rueda de repuesto, que tengan 10 o más años, sean reemplazados por neumáticos nuevos, y que no se utilice ningún neumático que tenga más de 6 años.

La vida útil del neumático no está determinada por su edad cronológica. La vida útil de un neumático se basa en función de su servicio y de sus condiciones de almacenaje. Para cada neumático individual, la vida útil está determinada por muchos elementos tales como la temperatura, las condiciones de almacenaje y las condiciones de uso (por ejemplo, carga, velocidad, presión de inflado, impactos y daños en carretera) a las que un neumático está sometido a lo largo de su vida. Puesto que el servicio y las condiciones de almacenaje pueden variar ampliamente, no es posible predecir con exactitud la vida de un neumático específico basándose en su vida física.

Cooper Tire no está al tanto de ningún dato científico o técnico que establezca o identifique la máxima o mínima vida útil de servicio de un neumático de turismo o camión ligero. Bajo ninguna circunstancia se debe considerar la recomendación de la duración ‘máxima’ de un neumático como la duración ‘esperada’ de su vida útil. Los neumáticos deber ser retirados de servicio por diversas razones, incluyendo el desgaste hasta el mínimo de profundidad de la banda de rodadura, las señales de daños (cortes, rajas, protuberancias, daños por impacto, vibraciones, etc.) o señales de abuso (sobreinflado, sobrecarga, reparaciones incorrectas, etc.).

En algunos casos, el fabricante del vehículo puede hacer una recomendación para que se cambien los neumáticos antes de diez años para sus productos basado en el conocimiento de las características específicas y el uso del vehículo. De ser así, el consumidor ha de seguir las recomendaciones específicas  del fabricante del vehículo.

Índice de velocidad

Cooper Tire recomienda que la capacidad de velocidad de los neumáticos de reemplazo siempre ha de igualar, o superar, la de los neumáticos de equipo original.

Cuando reemplace sus neumáticos, consulte el manual de instrucciones para saber la dimensión correcta.

Velocidad

Categoría

S

180 km/h (112 mph)

T

190 km/h (118 mph)

U

200 km/h (124 mph)

H

210 km/h (130 mph)

V

240 km/h (149 mph)

*W

270 km/h (168 mph)

*Y

300 km/h (186 mph)


Los símbolos de velocidad designados en esta tabla están basados en la prueba llevada a cabo en el interior de nuestras instalaciones y regida por el procedimiento para las Pruebas de Rendimiento de Carga/Velocidad de la Comisión Económica para Europa (ECE-Reg 30).

*Los neumáticos que tengan una capacidad de velocidad superior a los 240 kilómetros por hora (149 millas por hora) puede que lleven “ZR” en la designación de su dimensión. 

Ejemplo:

Designación del neumático

Velocidad máxima

275/40R17 93W

270 km/h (168 mph)

275/40R17 93Y

300 km/h (186 mph)

275/40ZR17 93W

270 km/h (168 mph)

275/40ZR17 93Y

300 km/h (186 mph)


Mientras que un símbolo de velocidad es una indicación de la capacidad de velocidad del neumático, no apoyamos la conducción temeraria o ilegal de cualquier vehículo.

Nota: La capacidad de carga se reduce en las velocidades superiores a las 130 millas por hora (unos 209 kilómetros por hora). Consulte con su distribuidor de Cooper Tires las velocidades e índices de carga máximos. 

Neumáticos de Invierno

Siempre monte los neumáticos de invierno en todas las ruedas del vehículo.

Mezcla de neumáticos

Los neumáticos de reemplazo siempre han de tener la misma construcción.

La mayoría de los neumáticos hoy en día son neumáticos radiales. Para el mejor rendimiento, recomendamos que se utilice la misma dimensión y tipo de neumático en las cuatro ruedas del vehículo a menos que el fabricante de éste haya especificado neumáticos de distinto tamaño, en la parte delantera y trasera del vehículo, como equipo original. Consulte el manual de instrucciones.

Llantas aprobadas

Los neumáticos están diseñados para ser montados sobre un tamaño específico de llanta. Por favor, asegúrese de que el neumático ha sido montado sobre la llanta correcta.

Vehículos modificados

Las modificaciones posventa de su vehículo pueden afectar de manera adversa a la estabilidad y la conducción de éste.

Las modificaciones al vehículo y las alteraciones a la suspensión y/o el uso de neumáticos no recomendados por el fabricante del vehículo pueden afectar de manera adversa el rendimiento y la estabilidad de éste.

Algunos fabricantes de vehículos pueden recomendar no montar neumáticos de reemplazo que no se adecuen a la dimensión y el tipo de los neumáticos de equipo original. Por esta razón, siempre consulte y sigua las recomendaciones del manual de instrucciones del fabricante del vehículo.

La monta de neumáticos inadecuada puede invalidar la garantía del fabricante que ofrece Cooper Tire.

Montaje de neumáticos

El montaje de neumáticos puede ser peligroso y debe ser hecho exclusivamente por profesionales, utilizando los procedimientos y las herramientas adecuados.

El montaje inadecuado de los neumáticos puede producir lesiones graves, o incluso la muerte, en caso de explosión del ensamblaje de estos. Asegúrese siempre de que sus neumáticos son montados en las llantas por un distribuidor o taller de neumáticos.